martes, 1 de agosto de 2017

EQUILIBRIO INESTABLE

Arquitectura frágil
(Morro de Gos, Oropesa del Mar, 2017)
Fotografía de
JavierCabañero


EQUILIBRIO INESTABLE
 

. Alzar la torre del pasado es un ejercicio de construcción inestable.

. Solvente y plena, la realidad es simultánea al texto.

.Versos que tienen la respiración expandida del oleaje.

. Descubro cada día que el verbo ser no negocia; el verbo estar, sí.

. Un perplejo que busca ornitorrincos entre la espuma.

                                            (De Motivos personales, Sevilla, 2015)

10 comentarios:

  1. El cuarto es estupendo, es estupendo que hayas llegado a ese lugar donde ser no se negocia y el estar sí.No todo el mundo.
    Un abrazo que llegue con olas.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por dejarme un poco de tu tiempo entre la Umbría. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Alguna vez hemos hablado sobre el equilibrio del pasado. Como construcción, es inestable, pero cuando forma parte de los cimientos del afecto, es inalterable e indestructible.
    Como ya sabes que soy rarita, jamás haría nada que lo aislara; lo necesito libre para mirarle de frente y atesorar los bellos recuerdos.
    Un abrazo con “la respiración expandida del oleaje”.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo un enorme afecto al pasado, querida María, sé que en él habitan las raíces del ahora, aunque haya tramos secos o reconstrucciones inestables. un gran abrazo.

      Eliminar
  4. Nunca me había parado a pensar lo del verbo ser y estar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal vez Tracy porque el verbo estar ocupa casi al completo la identidad del yo y todos dedicamos muy poco afán en ser coherentes con valores y sentimientos, con ilusión y vida. Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  5. Hola mi querido Jose, como estas? tu siempre con tus letras que ponen a pensar y devolver la película, cada caso es muy particular, y aunque como dices el pasado es la base de lo que somos, es nuestro cimiento a veces deseamos destruir esos cimientos y reconstruir unos nuevos...Lamentablemente esto es imposible, están ahi, entonces que se hace, cerrar ciclos y no volver los ojos atrás, aunque sea nuestro cimiento, si ha sido doloroso, duro, tratamos que no vuelvan los recuerdos, sin embargo es teoría, siempre algo vuelve.Entonces que hacemos hacer de esos recuerdos algo apacible que paso hace mucho y ya no nos daña en absoluto. Uno de ellos una triste infancia siempre maltratada, defendiéndose, a veces hasta mintiendo para evitar un castigo físico. Feliz tu que tienes buenos recuerdos de tus cimientos, mas como se dice quien escribe desdobla su alma..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Consuelo, ya sabes que la escritura es una conversación prolongada en el tiempo, así que es una alegría sentir que se van oyendo las palabras en otros ámbitos gracias al esfuerzo de gente como tu, siempre generosa con mis textos. Un fuerte abrazo y mis mejores deseos.

      Eliminar
  6. Me encanta el del verbo ser.
    Un abrazo José Luis!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un abrazo Sandra y ya sabes que valoro tanto tu complicidad que no voy a contradecirte. Sí comentar cómo surgió la foto: era un castillo construido por dos o tres afanosos arquitectos playeros que, a medida que avanzaba la marea, iba menguando sus torres hasta quedar ese torreón en equilibrio inestable. Una buena metáfora existencial. Así que sigo mirando alrededor porque la vida está llena de literatura. feliz verano, querida poeta.

      Eliminar